Inicio » Dolor de espalda » El dolor provocado por la mente

El dolor provocado por la mente

No son pocas las ocasiones en las que el origen del dolor proviene de causas psíquicas. El estrés, la ansiedad y las preocupaciones en general pueden manifestarse a través de problemas musculares.

El dolor emocional se puede manifestar físicamenteEl estrés o la ansiedad tienen signos físicos como la tensión muscular o la agitación. La tensión muscular hace más vulnerable al cuerpo ante movimientos bruscos que lo puedan dañar. La agitación puede evitar mantener una postura correcta que evite tensiones musculares en la espalda.

El dolor muscular de la espalda y del cuello aparece con mayor facilidad en un cuerpo que no ha descansado convenientemente y no se ha recuperado durante el sueño. Por tanto, el insomnio también puede degenerar indirectamente en problemas de espalda.